seminarios
Actividades

¿Qué es el perdón?

El perdón es reconocer que tanto nosotros mismos como los demás no somos infalibles, ni perfectos y cometemos errores. Perdonar no quiere decir dejar de sentirse herido o que aquella acción que nos hirió deje de ser mala para convertirse en buena sin más. El perdón es dar otra oportunidad a la persona que nos hirió o dárnosla a nosotros mismos. Perdonarse a uno mismo es un buen ejercicio para comprender que significa perdonar a los demás. Quiere decir dejar de castigarse y dejar de desesperarse por haberse equivocado o haber hecho mal algunas cosas. Perdón es un don que nos permite vaciar o entregar al universo todas las cargas de sufrimientos y culpas.

En este seminario trabajaremos en grupo intensamente día y noche para ganar tiempo y poder sacar provecho al máximo. El seminario del perdón es tan intenso y profundo que nos saca de la prisión del dolor y de la desesperación en la que vivimos inmersos mucho tiempo, sin ninguna ilusión, sin poder apreciar la luz de la vida. Ya no hay tiempo de escondernos detrás de la mentira y en los juegos de nuestra mente.

Este seminario nos permite despertar la autoestima, el poder, el amor y el respeto hacia nosotros mismos y hacia los demás, sin olvidar que el poder de la fuerza está en el amor. Con este trabajo haremos frente a nuestra propia sombra desde la verdad, desligándonos de las cadenas que hemos venido arrastrando desde años atrás. La negatividad, los malos conceptos y miedos que nos han implantado desde nuestra infancia. Aquí estamos para liberarnos de todo aquello que nos hizo sufrir. Sólo rompiendo esas cadenas podremos ser libres y al mismo tiempo librar a nuestros ancestros y a nuestra nueva generación que serían nuestros hijos, nietos y todos los que vienen en el futuro para que no repitan los mismos patrones que nosotros.

Este seminario utiliza una variedad de herramientas sencillas y prácticas que nos permitirá romper ese nudo de culpas, traumas, miedos, rencores, sobre todo trabajaremos nuestro propio orgullo herido. Ya es tiempo de salir de ese circulo vicioso y aprovechar este momento privilegiado para sanar nuestras heridas del pasado. Haciendo este trabajo del perdón, podremos abrir un nuevo camino a una nueva vida.

En este seminario se trabaja con la mesa chamánica de limpieza y purificación, meditación, ejercicios, cuentos, símbolos. Y se trabaja a nivel físico, emocional y espiritual.